30 mar. 2010

¡caracolas!

Estas caracolas están recogidas al azar en los paseos por las playas entre Bolonia y Valdevaqueros. Sin demasiado afán. Todo es agacharse un poco, limpiarlas, recogerlas, y luego secarlas. Son bonitas ¿verdad? Costó un duro esfuerzo convencer a Alarih de que debían estar ordenadas en una tabla. Pero finalmente nos pusimos de acuerdo (con varios juguetes como soborno).
No nos acordamos de que bajo ellas han vivido protegidos unos animalitos que las crearon como defensa y protección, y como esqueleto. Esto puede ser algo incierto, en el futuro. Aunque no se vea, el dióxido de carbono se disuelve en mayor cantidad en el mar (este lo absorbe naturalmente), y ello puede suponer un inconveniente para las caracolas y para más gente. Se ha comprobado que en ambientes con mayor acidez (lo que provoca el dióxido de carbono) estos esqueletos... se disuelven (leer más).
Se ha producido un error en este gadget.
Se ha producido un error en este gadget.
Se ha producido un error en este gadget.

Follow by Email